Rafael Solís Coria y Marlene Álvarez Palacios llegaron al altar para jurarse un eterno amor por el resto de sus vidas. La cita más importante fue en el templo de Santa María de los Servitas donde la pareja presenció una emotiva celebración religiosa en la que ambos se dieron el “Sí” para toda la vida.

Los nuevos esposos disfrutaron la compañía de sus familiares, amistades y seres queridos, en especial recibieron la bendición de sus padres quienes les auguraron con total amor una vida matrimonial llena de felicidad, respeto, lealtad y apoyo mutuo.

A lo largo del culto religioso el sacerdote les compartió algunos versículos de la Biblia, resaltando la importancia de procurar un matrimonio entre amor, respeto, lealtad y comunicación; en seguida les fue colocado el lazo, anillos y arras para después recibir la eucaristía, actos que fueron de gran valor para todos los asistentes.

Horas más tarde la fiesta apenas comenzaba y todo estaba listo para disfrutar del banquete, la recepción se realizó en un exclusivo salón de fiestas en el centro de la ciudad, el sitio ideal para la diversión pero sobre todo, para felicitar, llenar de parabienes y buena vibra al nuevo matrimonio Solís Álvarez.

Una velada colmada de alegría, gozo y regocijo enmarcó la extraordinaria celebración para Rafa y Marlene, quienes apenas iniciarán la verdadera historia de amor tomando un nuevo rumbo de la mano hacia la eterna felicidad, y aquellas grandes lecciones que el destino les depare.

¡Muchas felicidades!

 

RICHI VILORIA/EL MUNDO DE ORIZABA