Guadalajara.- Con un racimo de cinco anotaciones, entre ellas un cuadrangular de tres carreras en la séptima entrada, los Criollos de Caguas de Puerto Rico vinieron de atrás para superar 9-4 a las Águilas Cibaeñas de Dominicana y ganar la final de la Serie del Caribe Guadalajara 2018.

Con el triunfo, Puerto Rico se apuntó como bicampeón al ligar los títulos de las dos series que se jugaron en México, Culiacán 2017 y Guadalajara 2018.

En ese episodio los Criollos abrieron con base por base por bolas para Anthony García, quien avanzó a segunda con elevado de sacrificio de Johnny Monell; David Vidal también recibió pasaporte y el mánager de Dominicana, Lino Rivera sacó del montículo al cubano Raúl Valdés y trajó a Ramón Emilio Ramírez.

Ramírez se puso nervioso, tiró "wild pitch" y los corredores avanzaron para que su compañero Rubén Gotay diera sencillo al jardín derecho con el que hizo timbrar a García y Vidal.

Dayron Varona se apuntó imparable al central, Ramírez abandonó la lomita y lo reemplazó su compañero Wirfin Obispo, quien enfrentó a Jonathan Morales y éste le botó la pelota del parque por la barda del jardín central y se llevó por delante a Gotay y Varona y le dio la ventaja a Puerto Rico la cual ya no perdió.

El partido inició 30 minutos más tarde de lo programado debido a una lluvia que ya no apareció y permitió el desarrollo del juego.

Dominicana abrió fuego de inmediato en la apertura de la primera entrada.

Con un "out" Gustavo Nuñez caminó a primera y de inmediato se robó la segunda, Junior Lake también recibió base por bolas y con dos "outs" Juan Pérez se paró en la caja de bateo para conectar imparable al jardín derecho con el que llevó a "home" a Nuñez y Lake.

Puerto Rico cerró esa entrada sin carreras y en la segunda ambos equipos se fueron sin anotaciones.

En la apertura de la tercera, las Águilas sumaron su tercera anotación cuando Nuez recibió su segundo pasaporte del juego y Lake conectó doble al izquierdo.

En el cierre de ese episodio, los Criollos reaccionaron con su primera carreras mediante cuadrangular solitario de Rusney Castillo, quien mandó la bola por la barda del jardín izquierdo, cargado al central.

En la cuarta, el dominicano Carlos Paulino recibió base por bolas y al enfrentar a Héctor Gómez, el lanzador de Puerto Rico Joe Colón tiró un "wild pitch" y en error del segunda llegó hasta tercera. Su compañero Yefri Pérez sacó roletazo que el tercera base no pudo controlar Paulino llegó al plato.

La quinta y la sexta se fueron en blanco para ambos equipos y en la séptima llegó la descarga de los Criollos que les reportó el título.

Los Criollos sumaron tres carreras más en la octava mediante doble de Monell con el que llevó al pisar el plato a Jesmuel Valentín y Anthony García y sencillo de Rubén Gotay con el que empujó a Monell.

La novena fue un mero trámite para que Puerto Rico diera paso a la celebración.

Morales y Gotay fueron los mejores hombres en la ofensiva de los Criollos al irse de 4-2 y 4-1 con tres impulsadas cada uno y una anotada

El puertorriqueño Luis Matos, de 39 años, se apuntó como el primer mánager bicampeón desde el cubano Napoleón Reyes con los Tigres de Marianao cubanos en La Habana 1957 y San Juan 1958.

Los Criollos se apuntaron como el tercer equipo que conquista el título en años continuos tras los Tigres de Marianao 1957 y 1958 y las Aguilas Cibaeñas 1997 y 1998.

EFE