Washington, EU.- El conglomerado brasileño Odebrecht confesó ayer en EU haber pagado 10.5 millones de dólares en sobornos a altos funcionarios del Gobierno de México para obtener contratos de obras entre 2010 y 2014.

Según un acuerdo de admisión de culpabilidad ante el Departamento de Justicia estadounidense el gigante de infraestructura de Brasil aceptó sobornar a un alto funcionario de una empresa paraestatal, que no fue identificado, con 6 millones de dólares. Los pagos se hicieron entre diciembre de 2013 y finales de 2014.

"Entre 2010 y 2014, Odebrecht realizó (...) pagos corruptos por alrededor de 10.5 millones (de dólares) a funcionarios del Gobierno en México para asegurar contratos de obras públicas. Odebrecht logró beneficios por más de 39 millones como resultado de estos pagos corruptos", detalla el documento.

En el juicio, que se lleva en la Corte Federal del Distrito Este de Nueva York, se acusó a Odebrecht de sobornos por 788 millones de dólares en 12 países.

REFORMA/Foto: DEPOSITPHOTOS