II Reforma


Para grabar la serie Run Coyote Run en Naco, Sonora, el director Gustavo Loza tuvo que tratar con narcotraficantes.

El realizador aseguró que los miembros del crimen organizado se han apoderado y gobiernan ese pueblo fronterizo con Estados Unidos.

“Estaban encima de nosotros todo el tiempo, les teníamos que pedir permiso, sentarlos con nosotros y sonreír, porque al final es su tierra y ellos mandan ahí, y si no, vete de aquí y no hagas nada”, compartió Loza.

Explicó que no tenía planeado grabar en ese lugar, que antes era popular por su gran tránsito de migrantes. Sin embargo, la delincuencia ha generado la disminución del flujo de aquellos que buscan cruzar la frontera.

“Ahora que llegamos fue mucho mejor para nosotros, todo mucho más tranquilo, menos gente. Los narcos trabajan de lunes a viernes y les dijeron: ‘No nos calienten la zona, váyanse pa’ allá‘ y corrieron a todos los migrantes y polleros a otros pueblos.

”Ahora sólo pasan los migrantes sábados y domingos, que es cuando descansan los narcos. La Casa del Migrante la cerraron“, agregó.

Fueron seis semanas las que la producción permaneció en Naco, en las que la relación con los traficantes de drogas era inevitable.

Aún así admite que contaron con el apoyo de todos los habitantes del lugar para la grabación de la serie del canal FX y que estrenará tentativamente en mayo de 2017.

La serie retrata la vida de dos amigos, uno mexicano y uno estadounidense, quienes tienen toda una empresa que se dedica a ayudar a los migrantes a llegar al otro lado.