II Jesé Isaí Cortés R.

El Mundo de Orizaba


Ciudad Mendoza.- Con el objetivo de lograr que las madres solteras puedan concluir su educación básica el Instituto de la Mujer creó desde hace seis meses un programa de regularización en primaria y secundaria, al cual solo han acudido 6 mujeres.

Esperan obtener mayor demanda haciendo hincapié en que los estudios son necesarios para la obtención de empleos que puedan sacar adelante a sus hijos.

“Esto es para las madres jóvenes, para que terminen su primaria y secundaria, porque muchas veces, mas en las comunidades, se casan, tienen hijos y dejan la educación básica inconclusa, de promajoven llevamos apenas 6 niñas inscritas”, indicó la presidenta de Inmujer, Aida Velázquez Trujillo.

Sostuvo que a pesar de la promoción, la respuesta es baja, además que el interés por el estudio en esos lugares se ve como una pérdida de tiempo aludiendo que es mas importante conocer los procesos de cultivo, cosecha y cuidado del campo.

“Ya se casan y dicen: ¿para qué voy a estudiar si ya voy a lavar ropa, a cocinar o a hacerme cargo de los terrenos?, entonces como que no le ven caso a estudiar, por lo que regresando al ciclo escolar se van a impartir pláticas en secundarias y bachilleratos”, dijo.

Aclaró que esto es en función de prevenir embarazos no deseados en la adolescencia, debido a que se han estado registrando muchos casos de jóvenes que a los 15 años están embarazadas o que han embarazado a jóvenes de hasta 13 años.

Recalcó que esta inquietud empezó ante la inclusión de pláticas enfocadas a la violencia escolar, lo cual derivó en hacer la propuesta por la incidencia registrada de deserción escolar ante embarazos.

“Muchas niñas están dejando las escuelas por los embarazos, entonces entró la curiosidad y el interés por ese tema, pero por el receso vacacional se quedó en stand by, sin embargo regresando queremos impartir esas pláticas y lo que pensamos es llevar a un médico para que les explique los métodos anticonceptivos y cual es el mejor, así como hacerles ver los riesgos, las implicaciones y la responsabilidad que acarrean como nuevos padres”, concluyó.