II Yamilet Gámez

El Mundo de Orizaba


Nogales.- Desde que los rayos del sol comienzan a salir, los comerciantes ubicados en la Laguna de Nogales se preparan para recibir a los visitantes, esperan que en esta temporada de vacaciones sus ventas repunten en un 15 por ciento entre semana y hasta un 30 por ciento durante los fines de semana, aseguran que sus costos no incrementarán, pues afortunadamente el clima se está prestando para que sus actividades comerciales fluyan sin afectar los bolsillos de los turistas.

A muy temprana hora comienza el movimiento en la Laguna, un punto recreativo donde es común ver a personas realizando deporte y ahora que llegaron las vacaciones de verano la presencia de visitas de municipios aledaños y del mismo llegan en busca de diversión, con el arribo de turistas los comerciantes de alimentos, artesanías, recuerdos, ropa y artículos para nadar esperan verse beneficiados económicamente.

Los vendedores aseguran que el repunte que logran en vacaciones de verano no se compara con el de Semana Santa.

Esperan que ahora con la influencia de las redes sociales este sitio turístico sea aún más conocido y visitado por la población, pues ello significaría mayor crecimiento económico, además de que el buen estado en el que se mantiene el lugar, gracia a la colaboración de los lugareños y comerciantes, siempre tiene un buen aspecto, por ello también invitana los visitantes mantengan la áreas limpias, respeten la naturaleza y eviten contaminar. 

Recalcaron que no se registrará un incremento en los costos de los productos, pues esto limita las posibilidades de atraer clientes, no obstante, es en temporada de asueto, cuando implementan más platillos y artículos con el fin de generan competencia económica.

Por ello, también que en este primer fin de semana de vacaciones desde las ocho de la mañana llegan a sus locales para comenzar a preparar los alimentos, limpiar sus espacios e invitar a los turistas a pasar a probar los típicos antojitos mexicanos.