Ciudad Mendoza.- Ante un desmedido desperdicio de agua por parte del comercio establecido del mercado Morelos, la oficina operativa de la Comisión de Agua del Estado de Veracruz en ese municipio hará una regulación de tomas de agua en 96 locales, así lo indicó su titular de este organismo regulador, Alberto Herrera Medrano.

“Hay comerciantes que pagan cantidades irrisorias por agua, y nosotros como CAEV tenemos la necesidad de que paguen lo justo, ya tenemos el padrón de los comerciantes que si ameritan tener su propio contrato y toma de agua por el consumo inmoderado que hacen. Vamos a ser justos porque no queremos afectar, obviamente los comercios pequeños seguirán con las tomas colectivas”, aclaró el titular de la CAEV.

En ese sentido, sostuvo que los locatarios pagan menos de diez pesos mensuales por el servicio, mientras que los usuarios particulares subsidian una tarifa de 120 pesos.

Destacó que se trata de vendedores de giros de alimentos, florerías y otros, considerados de alto consumo, que además de utilizar grandes cantidades de agua también la desperdician en sus labores comerciales y afectan los drenajes al regar aceites y detergentes.

Reconoció que en el comercio del municipio desde hace años hay graves inconsistencias en el pago de agua, porque hay cinco tomas colectivas con 120 comerciantes cada una y que sólo pagan 240 pesos mensuales.

De esta forma asumió que para regular el problema, a base de pláticas y acuerdos con los tres líderes del zoco, los comerciantes serán orillados por la CAEV a pagar lo justo por el servicio a través de contratos y tomas individuales.



Jesé Isaí Cortés R./El Mundo de Orizaba

II Jesé Isaí Cortés R.

El Mundo de Orizaba


Ciudad Mendoza.- Ante un desmedido desperdicio de agua por parte del comercio establecido del mercado Morelos, la oficina operativa de la Comisión de Agua del Estado de Veracruz en ese municipio hará una regulación de tomas de agua en 96 locales, así lo indicó su titular de este organismo regulador, Alberto Herrera Medrano.

“Hay comerciantes que pagan cantidades irrisorias por agua, y nosotros como CAEV tenemos la necesidad de que paguen lo justo, ya tenemos el padrón de los comerciantes que si ameritan tener su propio contrato y toma de agua por el consumo inmoderado que hacen. Vamos a ser justos porque no queremos afectar, obviamente los comercios pequeños seguirán con las tomas colectivas”, aclaró el titular de la CAEV.

En ese sentido, sostuvo que los locatarios pagan menos de diez pesos mensuales por el servicio, mientras que los usuarios particulares subsidian una tarifa de 120 pesos.

Destacó que se trata de vendedores de giros de alimentos, florerías y otros, considerados de alto consumo, que además de utilizar grandes cantidades de agua también la desperdician en sus labores comerciales y afectan los drenajes al regar aceites y detergentes.

Reconoció que en el comercio del municipio desde hace años hay graves inconsistencias en el pago de agua, porque hay cinco tomas colectivas con 120 comerciantes cada una y que sólo pagan 240 pesos mensuales.

De esta forma asumió que para regular el problema, a base de pláticas y acuerdos con los tres líderes del zoco, los comerciantes serán orillados por la CAEV a pagar lo justo por el servicio a través de contratos y tomas individuales.