Ciudad de México.- Ocho personas que habían pasado años paralizadas debido a heridas en la columna vertebral han recuperado parte de la sensibilidad y control muscular en sus piernas, luego de un entrenamiento con un robot controlado con el cerebro, revelan científicos en la revista Scientific Reports.

Miguel Nicolelis, de la Universidad Duke y titular del trabajo, reporta que los pacientes utilizaron interfaces cerebro máquina, incluyendo un sistema de realidad virtual que usa su propia actividad cerebral para simular el control completo de las piernas.

El proyecto "Camina de Nuevo en Sao Paulo, Brasil", ofrece una nueva oportunidad para las personas que han sufrido daño espinal, y otras condiciones médicas que han limitado su movilidad, fuerza e independencia.

"No pudimos haber predicho este sorprendente resultado cuando comenzamos con el proyecto", comentó Nicolelis, co-director del Centro de Neuroingeniería Duke, quien es originario de Brasil.

"Lo que mostramos en el paper es que los pacientes que utilizan la interfase entre la máquina y el cerebro por un periodo largo de tiempo experimentan mejoras en su comportamiento motor, sensaciones táctiles y funciones viscerales bajo la región donde se generó la herida", apunta.

Hasta ahora, nadie ha visto una recuperación en la función como estos pacientes que por mucho tiempo estuvieron con un diagnóstico de parálisis completa.

Varios pacientes vieron cambios luego de siete meses de entrenamiento. Y después de un año cuatro de ellos experimentaron que la sensación y control muscular cambiaron significativamente para que los doctores actualizaran sus diagnósticos de completa a parálisis parcial.

Muchos pacientes vieron mejoras en su control de la vejiga y la función intestinal, reduciendo su consumo de laxantes y catéteres, añade.

Estos cambios reducen el riesgo de infecciones en el paciente que son comunes en aquellos con parálisis crónica y que son causa de muerte, precisa Nicolelis.

El sistema de máquina cerebro establece una comunicación directa entre el cerebro y la computadora o a menudo las prótesis como los brazos robóticos.

Por cerca de dos décadas, Nicolelis ha trabajado en construir un sistema que grabe cientos de señales simultáneas de las neuronas en el cerebro, extrayendo comandos motores que graban cientos de señales simultáneas provenientes de las neuronas en el cerebro, extrayendo comandos motores y transformándolos en instrucciones de movimiento que ahora son experimentados con el robot.

Reforma