Ciudad de México.- Una falla importante del Paquete Económico 2018 es su visión de corto plazo lo que herederá problemas fiscales y pocos recursos para la planeación de las políticas públicas, señaló el Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP).

"Lo que vemos es un paquete con una visión de corto plazo. Que una de las primeras cosas que sale a relucir es que para el siguiente Gobierno, sea del color que sea, se le está entregando el sistema fiscal mexicano en una situación frágil, complicada, con muchas presiones, con muchas decisiones en puerta muy difíciles", señaló Héctor Juan Villarreal Páez, director general del Centro, durante la presentación del análisis.

Además, criticó que la propuesta tampoco implica una consolidación financiera.

"No podemos hablar de unas finanzas públicas consolidadas", afirmó.

Tras los primeros análisis del documento del Proyecto de Presupuesto Económico 2018, investigadores del CIEP señalaron que a pesar de los esfuerzos por evitar el incremento del gasto y la deuda, aún no es posible afirmar que se haya logrado la consolidación de las finanzas públicas, uno de los grandes objetivos de la actual administración.

En cuanto al objetivo de reducción de deuda, la cual se espera de 47.3 puntos del PIB en 2018, el CIEP indicó que esto no ha sido un esfuerzo dirigido sino que se ha visto favorecido por variables externas, como las fluctuaciones del tipo de cambio.

Además, explicaron que durante 2018 el costo financiero de la deuda (intereses y comisiones), ascenderá a 2.9 puntos del PIB, con lo que alcanzaría su máximo histórico.

Agencia Reforma