CIUDAD DE MÉXICO.- La baja penetración financiera en los distintos municipios del País, pone en desventaja a una gran parte de la población.

Usar un cajero automático en un municipio lejano puede costar hasta 40 pesos la operación, según datos del Banco de México y de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

Aunque las autoridades financieras y la Asociación de Bancos de México (ABM) destacan avances en inclusión financiera, la realidad es que los beneficios de ésta no se perciben en las zonas de baja presencia de la banca.

Según CNBV, el año pasado, 69.1 por ciento de los municipios en México, tenían al menos un punto de acceso al sistema financiero y 97 por ciento de la población adulta que habita en alguno de ellos vive en uno que tiene un punto de acceso.

El avance ha sido lento, ya que en 2012 estos niveles eran de 67.9 y 96.8 por ciento, respectivamente, y los puntos de acceso que hay hasta ahora resultan costosos para los tarjetahabientes de las zonas rurales.

"Mi hija me abrió una cuenta en Banamex, pero no encuentro ningún cajero automático para sacar lo que me envío, sólo hay de Santander y me quieren cobrar 36 pesos de comisión", dice la señora Rosario, una habitante de Santa María Huatulco, uno de los 570 municipios de Oaxaca, que prefiere buscar una sucursal de Banamex el lunes, en lugar de pagar cargo RED para tener el dinero el fin de semana.

Según la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera, 67 por ciento de la población rural prefiere utilizar cajeros automáticos de su banco porque usar de otros les genera el pago de comisiones altas.

Los bancos aplican un nivel de comisiones más alto cuando se hacen retiros con tarjetas de otros bancos.

Según la ABM, la Alta complejidad significa que son cajeros con poca afluencia a los que es difícil tener acceso para cargarlos, contrario a los que son de baja complejidad.

Según el registro de comisiones del Banco de México, Banco Multiva aplica una comisión de 40 pesos en centros turísticos y nocturnos, mientras que Intercam cobra 30 pesos en aquellos cajeros que bajo su criterio son de baja complejidad. Por su parte. BBVA Bancomer carga 29.50 pesos en cajeros que considera de Alta complejidad.

En Banamex, la comisión RED es siempre de 26.50 pesos sin importar la región, ubicación y nivel de riesgo.

De tal forma que los habitantes de regiones con pocos cajeros se enfrentan a estas comisiones, aunque sus cuentas bancarias sean muy pequeñas.

En el País funcionan 45 mil 895 cajeros automáticos, 15.7 por ciento se concentran en Ciudad de México, 8.6 en Edomex, 8.1 en Nuevo León y 6.5 en Jalisco.

En cambio, hay muy pocos cajeros en Tlaxcala (268), Campeche (356), Zacatecas (372), Nayarit (447), Durango (487) y Oaxaca (747).

Consultado, Jaime González Aguadé, presidente de la CNBV, señaló que la reforma financiera permite que existan alianzas entre bancos de tal forma que se eliminen las comisiones de cajeros RED.

"Lo que quisiéramos es que las tarjetas las usaran en los puntos de venta en el abarrote, en la tienda y que no se utilizaran para hacer retiros en los cajeros", comentó.

"Eso es parte de la política financiera, aumentar la infraestructura para que la gente que quiera accesar a sus recursos lo pueda hacer a través de la tarjeta, el teléfono y otros medios", comentó.

Consultada, la ABM comentó las instituciones establecen sus esquemas de cobro, en un ambiente de sana competencia, conforme a la regulación y al marco legal actual.

Agregó que los convenios que han hecho algunos bancos para eliminar las comisiones RED a sus clientes continuarán realizándose.

Reforma