México.- En el marco del Día del Abogado, que se celebra este martes 12 de julio, el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) compartió algunos datos respecto a esta profesión ejercida por 342 mil 809 personas en México.

Con base en la información de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE), al primer trimestre de 2016 se determinó que 62.3 por ciento de quien ejerce como abogado está representado por hombres y 37.7 por ciento corresponde a mujeres.

En un reporte a propósito del día, el organismo precisa que 98 por ciento de los abogados se emplea en el sector terciario o de servicios y de cada 100 de ellos, 63 trabajan en servicios profesionales, financieros y corporativos.

Sobre el tipo de unidad económica, detalla que por cada 100 juristas, 54 trabajan en empresas o negocios, 37 en instituciones públicas o privadas y nueve en el sector de los hogares.

Indica que el promedio de horas trabajadas a la semana entre estos profesionistas es de 39.5 horas y ganan por hora 75 pesos, aproximadamente, en tanto que por nivel de ingresos por salario mínimo, 37 de cada centenar ganan más de cinco salarios mínimos.

En cuanto a su posición en el trabajo, el Instituto señala que de cada 100 personas que ocupan esta profesión, 59 son trabajadores remunerados y asalariados, 32 trabajan por su cuenta y nueve son empleadores.

Detalla que son tres las entidades federativas que concentran a 46.9 por ciento de los abogados: Ciudad de México, con 23.4 por ciento; Estado de México, con 13.7 por ciento, y Jalisco, con 9.8 por ciento.

Subraya que los ocupados como abogados tienen 16.7 años de escolaridad en promedio, 90.3 por ciento posee Licenciatura, 9.2 por ciento Maestría y 0.5 por ciento Doctorado, mientras que la edad promedio de los abogados es de 39.5 años.

Respecto a la situación conyugal de estos profesionistas, el organismo refiere que de cada 100 abogados 56 tienen una relación, ya sea matrimonio o unión libre; 34 más son solteros y 10 están desunidos (divorciados, separados o viudos).

Agrega que los jueces y notarios públicos no fueron incluidos en el estudio por ser funcionarios públicos, ni tampoco los agentes de ministerio público; en cambio, se contabilizaron a auxiliares en servicios jurídicos debido a las actividades que desempeñan.

NTX