Ciudad de México.- La laicidad del Estado mexicano no debe ponerse en riesgo frente a las posturas de la Iglesia católica sobre los matrimonios igualitarios, coincidieron intelectuales y políticos.

En el marco del foro titulado Laicidad, Roberto Blancarte, sociólogo experto en religiones, enfatizó que los matrimonios entre personas del mismo sexo son un tema de derechos humanos y aunque los ministros de culto pueden no estar de acuerdo con ellos, carecen de representación política para intervenir en el matrimonio civil.

El senador Miguel Barbosa, quien presentó ante el Senado de la República una iniciativa para permitir los matrimonios igualitarios, planteó que en el sistema jurídico mexicano ya está resuelto este tema bajo los principios de igualdad y no discriminación.

“Hay un artículo primero constitucional que introduce el concepto de derecho humano, sustituyendo al de garantía individual, y adiciona un párrafo para establecer la no discriminación por diversas razones entre ellas, las preferencias sexuales”, afirmó Barbosa.

II AGENCIA REFORMA

Foto: Depositphotos