Casi mil quinientos millones de pesos puede costar la próxima elección municipal en Veracruz, si no detenemos este despilfarro de dinero. El OPLE estatal (afín al actual gobierno), ha manifestado esos montos, indicando es lo que necesita para sacar adelante el proceso electoral 2017.

Será el primer reto para los “nuevos” diputados de la oposición de izquierda y derecha en el Congreso local.

No es posible se pida esa enorme cantidad de dinero en un estado, que ha sido asaltado por el propio gobierno del PRI, con la complacencia del PAN y PRD en el Congreso que se va. No puede ser que se esté contemplando en el próximo presupuesto de egresos del gobierno del estado, esa cantidad de dinero, habiendo otras necesidades urgentes.

En caso de que se intente otra treta por parte del gobierno saliente, que… ¡impone! presupuesto a la legislatura entrante y al próximo gobierno. Si ello sucede, los nuevos diputados tendrán que….¡echarlo abajo!. Será su primer compromiso con el pueblo.

Bien ha dicho el INE (federal) que ellos, pueden conducir todo el proceso electoral sin costo al gobierno de Veracruz, (sin necesidad del OPLE estatal), en tanto el próximo gobierno endereza sus deudas heredadas. ¿Entonces para qué estar pidiendo millonarias cantidades de dinero a las arcas saqueadas?, ¿es otra trampa?.

Dadas las condiciones de saqueo que se deja Veracruz, los diputados entrantes, pueden ejercer propuesta legal de “supletoriedad”, para que en las elecciones del 2017 el OPLE no organice la municipal. Darle la orden NO asignándole presupuesto alguno.

En este punto los ciudadanos debemos cerrar filas y exigir actúen en consecuencia. ¡No es posible dedicar tanto dinero a elecciones, cuando los hospitales estatales no tienen lo básico para pacientes!...Esto no se puede permitir. Que nos disculpe esa burocracia del OPLE estatal, pero si el INE federal puede conducir la elección venidera (como lo ha dicho varias veces), sin costo al estado (saqueado por el PRI), bienvenida su propuesta y adelante las elecciones.

Esta decisión estará en manos de los “nuevos diputados”, debemos presionar para que cumplan el compromiso de cuidar el gasto público estatal (así cómo evitar el endeudamiento que repercute en más impuestos).

Con los casi 1,500 millones de pesos que pide el OPLE, se le daría un abono a la UV a quien el gobierno le adeuda 2,500 millones a la fecha. En manos de los “nuevos diputados” estará la decisión. O le cumplen al pueblo o lo traicionan. Será su prueba de fuego. Hay que difundir la noticia entre vecinos.

Los pensionados del IPE quieren sus cheques atrasados. Los niños de la sierra sus desayunos calientes y escuelas terminadas. Los familiares de desaparecidos y asesinados justicia y castigo. No hay razón para desperdiciar dinero en campañas.

Los partidos deben sobrevivir sin financiamiento en tiempos de crisis. Deberán apretarse el cinturón, como lo está haciendo el pueblo. Si quieren votos ….¡Que toquen puertas y caminen calles!. Se dicen del pueblo, que vivan como pueblo. Ni un centavo al OPLE ni a partidos en tanto la crisis en Veracruz.

Si el INE puede suplir sus funciones sin costo al pueblo Veracruzano, que lo haga. El robo hecho a Veracruz es inmenso. Repercutirá desde hoy y hasta el 2030. Las finanzas no tienen manera de mejorarse. La deuda gubernamental es enorme. Los diputados tendrán que votar reducir sueldos de todos los funcionarios de confianza del gobierno del estado en un 60%. No hay dinero… No dejaron nada.


Jesús Víctor García Reyes

Politólogo (UNAM/ INAP). Catedrático.

Investigador Universitario. Coordinador del CECDMO.


Los comentarios y puntos de vista expresados en esta página son cortesía y responsabilidad de quien los escribe, además de que no representan necesariamente el punto de vista de Sociedad Editora Arróniz