Xalapa.- Por segunda ocasión, el diputado federal Cuitláhuac García Jiménez contenderá por la gubernatura de Veracruz, al registrarse como precandidato del partido Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) a la primera magistratura del estado.

García Jiménez solicitará licencia para separarse de su curul como diputado federal y estar en condiciones propicias para emprender una precampaña que pueda amalgamar a posteriori como candidato al Gobierno del Estado.

Acompañado por los dos precandidatos a senadores por este instituto político, Rocio Nahle y Ricardo Ahued, el aspirante a la gubernatura se registró ante el órgano competente interno del Comité Ejecutivo Estatal de Morena.

Luego del protocolo, García Jiménez dirigió un mensaje y lamentó la situación que prevalece en la entidad veracruzana como la pobreza, el desempleo y la inseguridad.

Asumió la responsabilidad de llevar a un proyecto de honestidad para combatir esas condiciones que siguen sumergiendo al estado en la injusticia y la corrupción.

“Morena se convierte en la esperanza de muchos veracruzanos y mexicanos, y se levanta para atender esas necesidades, con un proyecto diferente, real, sin mentiras, en 11 puntos que daré a conocer mañana (hoy) miércoles para no alterar el proceso”, destacó.

Dijo que no es posible que de 8 millones de habitantes, 2 millones estén desempleados, con falta de alimento y hambre, porque Veracruz no ha cambiado y en vez de ocupar el primer lugar en producción cañera, en cítricos, ganadería, productos agropecuarios, no es así.

“Los números que se conocen de Veracruz son: primer lugar en secuestros, en extorsión y en asesinatos. Eso no puede ser”, enfatizó.

García Jiménez ironizó al manifestar que el único “cambio” que vemos en Veracruz, es que se quiere empoderar una familia con el hijo (en alusión al primogénito del gobernador, hoy precandidato a sucederlo, Miguel Ángel Yunes Márquez).



Armando Landa

Corresponsal