II Jéssica Ignot

EL MUNDO DE ORIZABA


En tan sólo cuatro años, la actividad industrial en el estado de Veracruz registró una brutal y estrepitosa caída de -10.6 por ciento. Según el Observatorio de Finanzas Públicas de la Faculta de Economía de la Universidad Veracruzana, en los últimos años la producción industrial en Veracruz se ha deteriorado de manera alarmante.

En el informe “Veracruz. Persiste la crisis de la industria”, esta reducción coloca al estado en la posición 30 entre los estados de peor desempeño, lejos de los resultados positivos obtenidos por entidades como, Aguascalientes donde dicha actividad incrementó su valor en 39.3%, Guanajuato quién aumento la producción en 35.2%, Querétaro 31.3% y Chihuahua en 23.2%.

Al analizar los diferentes sectores que conforman la actividad industrial se tiene que todos presentaron importantes caídas, siendo el más afectado la minería, la cual redujo el valor de su producción en -20.8%, seguido por el de la Construcción donde dicha variable disminuyó en -11.4. Así también se tiene el caso del sector de Generación, transmisión y distribución de energía eléctrica, suministro de agua y de gas por ductos al consumidor que disminuyó en -10.5 y el sector de manufacturas que se redujo en -6.1% .

En la minería el valor del Índice de producción en 2013 fue igual a 115.3, presentando una baja persistente, que la llevo a perder 9.3% de su valor en 2014 y en 2015 presentó un valor de tan sólo 98.1, es decir descendió en 6.2% para concluir en 2016 con un valor de apenas 90.2.

En lo que tiene que ver con el sector de Generación, transmisión y distribución de energía eléctrica, suministro de agua y de gas por ductos al consumidor, éste también presentó su valor más alto en 2013 igual a 129.8, pero un año más tarde tuvo una caída de 17.5% con lo que el valor registrado en 2014 fue de 107.1, en los años posteriores si bien se recuperó no fue capaz de alcanzar los valores de 2012 y 2013, con lo que en 2016 el valor fue de 113.9.

Por su parte el sector de la construcción en 2012 tuvo un valor de 112.9, el cual fue el más alto durante el período analizado, siendo la caída más destacable la de 2015, cuando redujo su valor en -17.3%, con lo que paso de 97.3 a 80.4.

Por lo que tiene que ver con el sector de las manufacturas se tiene que, si bien el mayor valor lo registro en abril de 2015, con un indicador de 113.1, la mayor pérdida anual la presentó un año después cuando redujo su índice a tan sólo 100, lo cual significa una pérdida anual de -11.4%.

“Lo anterior deja claro la aguda crisis que vive la industria en el estado, cuya producción se ha reducido de manera importante a lo largo de los últimos años, empeorando cada vez más su situación y dejando a la deriva a las personas que dependen de ella, como son trabajadores y empresarios, los cuales ven mermadas los frutos de su trabajo y de sus inversiones”.