Orizaba.- Después de cuatro meses de conflicto y 39 días de huelga de hambre, la Comisión de Comerciantes Indígenas de Ixhuatlancillo aceptó la propuesta del Ayuntamiento y accedió a levantar la huelga de hambre que Bernalda Rosas sostuvo en el parque Apolinar Castillo.

Bernalda Rosas Sánchez, la comerciante indígena que estuvo 39 días en huelga de hambre, rompió en llanto en el parque Castillo al conocer los acuerdos.

Antes, en el Palacio municipal, al firmar el acuerdo con el Ayuntamiento, las comerciantes se comprometieron a ingresar al Mercado de Artesanías y terminar la huelga de hambre, además de retirarse del Centro Histórico. 

Juan Manuel Diez Francos reconoció que cedió al otorgar un mes de venta en el Melchor Ocampo, sin embargo enfatizó que no está dispuesto a perder el nombramiento de Pueblo Mágico que ahora hace aspirar a Orizaba a recibir un millón de visitantes. 

“El que más pierde es el Alcalde, acá está doblando las manos el Alcalde al cederles los 30 días, 3 años gratis sin cobro, cederles 40 lugares... ustedes dicen que el Alcalde es una gente cerrada, yo creo que en este caso la comisión se está pasando en cerrazón”, dijo Diez previo a la negociación. 

Levantan huelga 

La comisión de comerciantes se reunió con sus compañeros y Bernalda Rosas para leer los documentos y agradecer a los diputados federales el apoyo brindado. 

Luego, ocuparon de manera simbólica el costado del Melchor Ocampo, en donde venderán los próximos 30 días.

“Gracias a los diputados federales que no nos dejaron solos, vamos a seguir luchando por nuestros derechos, les agradezco que hayan logrado (los acuerdos)”. Bernalda Rosas, Comerciante en huelga de hambre, luego de conocer los acuerdos.

 

César Carrillo/El Mundo de Orizaba

FOTO: El alcalde Juan Manuel diez firma el convenio que da fin a la huelga de hambre.