Cerca de 150 militantes de Morena fueron dejados fuera de la votación para elegir al diputado plurinominal para Orizaba que se llevó a cabo ayer al interior del Salón Lirio, en Barrio Nuevo.

Militantes se dijeron molestos ante dicha situación, pues consideraron que se está comprobado la autocracia y autoritarismo al interior del partido de Andrés Manuel López Obrador.

Según militantes, se habría realizado una votación previa en Ixtaczoquitlán, sin embargo, los diferentes grupos “no lograron amarrar a la militancia” por lo que al llegar al evento estuvieron a “punto de reventarse las posibles imposiciones”.

Al llegar al lugar donde se realizaría la votación, los morenistas comenzaron a acusar que había acarreados provenientes de Ixtaczoquitlán y hasta se llegó a manejar que habría infiltrados de diferentes grupos de poder.

Otros, se comenzaron a acalorarse al ser impedidos de ingresar e incluso se llegó a los manotazos y ademanes que después fueron calificados como falta de madurez política por parte de algunos militantes.


César Carrillo

El Mundo de Orizaba