Los mexicanos Juan Virgen y Lombardo Ontiveros comenzaron con el pie derecho su participación en el voleibol de playa de los Juegos Olímpicos de Río 2016, tras vencer 2-1 a los italianos Daniele Lupo y Paolo Nicolai.

En actividad realizada en la Arena de Voley-Playa, el dúo mexicano se alzó con la victoria luego de imponerse por parciales de 14-21, 21-14 y 15-11 a la pareja europea, en duelo correspondiente al Grupo C del torneo.

Fueron 51 minutos los que requirieron Virgen y Ontiveros para remontar la desventaja inicial y quedarse con el triunfo, en los que lograron siete aces y cuatro bloqueos, por uno y seis, de manera respectiva, de los rivales.

El viento fue un factor determinante para la victoria mexicana –la primera en unos Juegos Olímpicos desde Sidney 2000-, que sueña con pasar a la siguiente fase si obtiene una victoria en al menos uno de sus dos próximos encuentros contra Estados Unidos y Túnez.

"Hemos empezado un poco tensos y nerviosones por ser nuestro primer partido olímpico, pero ahí agarramos confianza", explicó tras el encuentro Virgen, un gigante mexicano de 197 centímetros de altura.

"Yo empecé un poco ansioso en lo personal, sin poder hacer lo que quería por el viento. El viento ha sido un factor super importante", coincidió Lombardo Ontiveiro, que explicó que en el descanso tras el primer set la dupla reflexionó sobre la estrategia de juego y "las cosas empezaron a fluir".

"No nos debemos pelear con el aire, sino ser su amigo, como dice nuestro entrenador. Eso es lo que intenté hacer cuando estaba sirviendo", agregó Virgen.

SIGUIENTE

II Los mexicanos volverán a la cancha el próximo martes cuando enfrenten al equipo de Estados Unidos y cerrarán la primera ronda el jueves, contra su similar de Túnez, en busca de un boleto a los octavos de final.

Agencias