DE LA REDACCIÓN


Orizaba.- El conductor del autobús de la empresa Adelas que fue golpeado con un bate de béisbol en la terminal de los autobuses de San Andrés Tenejapan, se presentó a la Unidad Integral de Procuración de Justicia para reconocer a los dos sujetos que lo atacaron a bordo del camión, señalando que fue golpeado por celos.

El agraviado Sebastián Clemente Limón, operador de la línea de autobuses Adelas, identificó como presuntos responsables de la agresión física a José Reyes Antonio y a Santos Reyes Antonio, con domicilio en el municipio de San Andrés Tenejapan, identificándolos como los hombres que presuntamente lo agredieron el pasado 3 de julio.

El chofer sufrió golpes en diferentes partes del cuerpo, además de que le despostillaron los dientes a causa de los golpes.

Explicó que la agresión fue aparentemente porque saludó a una mujer y a su hija, quienes tienen un puesto de comida en calle de Sur 11, esquina de Oriente 5, precisando que no es la primera vez que las saluda, sino que lo hace regularmente debido a que él y otros de sus compañeros utilizan ese lugar para comer.

Subrayó que el hombre que lo atacó con el bate y a puñetazos en la cara, le dijo al momento de la agresión: “esto te pasa por involucrarte con familia ajena, y con mi hija Ana”.