Orizaba.- El cuerpo de una mujer de 80 años fue encontrado en el interior de su vivienda en la Oriente 23/A entre Norte 12 y 10 de la colonia Emiliano Zapata, a la altura del campo deportivo Emsa; la víctima estaba atada de pies y manos y fue estrangulada por desconocidos.

La señora Auria Villa Galindo fue asesinada aparentemente en el transcurso del sábado, y el crimen fue descubierto la noche de ese mismo día. La Fiscalía Especializada en Delitos Sexuales guarda total hermetismo con relación a este asesinato.

 

El hallazgo

Fue a las 22:00 horas del sábado, cuando se dio parte del feminicidio a la Policía Municipal, Policía Ministerial, así como a la Fiscalía General del Estado, dándoles a conocer que fue hallado el cuerpo de una mujer de 80 años. Al lugar se presentó también el jefe de servicios periciales, Jorge Acevedo.

Las autoridades certificaron su muerte y ordenaron que el cadáver de la señora Auria Villa, fuera depositado en la morgue de funerales Gutiérrez.

Mientras tanto la Policía Ministerial investiga el asesinato cometido en agravio de una persona adulta, quien fue localizada atada de pies y manos. Fue asfixiada colocándole una bolsa en la cabeza.

Hasta el momento las autoridades policiacas, desconocen la identidad de los responsables, sin embargo, las investigaciones continúan para localizar a los culpables; por su parte, la Unidad Integral de Justicia encargada de llevar a cabo las indagatorias para ubicar a los asesinos, se mantiene hermética.

La Policía Ministerial por su parte, ha iniciado las investigaciones pertinentes en la colonia Zapata para hallar evidencias dentro de la casa donde se cometió en asesinato del ama de casa, luego de que hasta el momento se desconoce el móvil del crimen.

 

VÍCTIMA

II 80 Años, la edad de la mujer que fue encontrada asesinada en su vivienda.

 

EN LA MORGUE

II El cadáver de la hoy finada permanece en la morgue a la espera de que sus familiares la identifiquen oficialmente. La causa aparente de su muerte fue asfixia por estrangulamiento.

 

MÓVIL

II Hasta el cierre de edición se desconocía el móvil del asesinato, aunque trascendió que se descartó el robo como causa del homicidio.

 

II DE LA REDACCIÓN