Luego de casi un mes de estancia en Tenerife, España, la medallista paralímpica y mundial María de los Ángeles Ortiz Hernández, califica de exitoso el campamento en Europa, por lo que está de regreso en Veracruz, en donde ultima detalles para lo que será el test evaluatorio dentro de dos semanas rumbo a los Juegos Paralímpicos de Río de Janeiro 2016.

Ángeles Ortiz regresa motivada del campamento en Tenerife, en donde junto con su entrenador, el cubano Ulises Menéndez González, trabajaron al ciento por ciento para afinar detalles técnicos, así como fuerza y velocidad que originaron que la deportista se encuentre entre un 90 y 93 por ciento de su preparación para la justa paralímpica en Brasil.

“Un campamento muy bien aprovechado. Para empezar, las instalaciones de primer mundo, Tenerife en Islas Canarias es uno de los cinco mejores centros de alto rendimiento reconocidos a nivel mundial para todo tipo de disciplinas”, comenta la deportista.

“Hacíamos sesiones dobles y días en triple, acabada muerta, pero hicimos un pre chequeo, porque el oficial será aquí en Veracruz en dos semanas más, cuando acabe mi sistema de bloque de este periodo”, indica.

Ortiz Hernández manifiesta que se siente fuerte y motivada “la verdad las marcas están muy cerca de lo que estoy buscando en Río 2016”.

La triple medallista mundial de oro detalla el campamento realizado en Tenerife, “estuve todo el tiempo con mi equipo multidisciplinario, con el profesor Ulises Menéndez. Entrenábamos muy temprano, iniciábamos a las 06:10 de la mañana, terminábamos y nos íbamos a desayunar, descanso y luego por la tarde seguíamos y fue comer, soñar, sudar y entrenar”.

Por último, la destacada deportista señaló: “De aquí a Río vamos con todo, seguros de lo que vamos a hacer allá, lo único que le pido a Dios es salud, porque he andado un poco enferma pero vamos saliendo de los bronquios”.


Agencias